martes, 20 de septiembre de 2011

Etéreas

...como la esencia de un perfume.

Cuando rompemos un papel
las palabras vuelan
como poniéndose a salvo
del olvido.

Y etéreas, jamás dejan de impregnarnos.

© Marian MASR. Septiembre 2011